INICIO » BABOSAS > Flaquita es interrumpida en el baño para ser duramente atorada

5 min
Descripción

El primo de esta chibola entró al baño sin permiso, ella pensó que el pata también se cagaba pero no, era que sintió el aroma de su concha lo que lo llevó a interrumpir el momento sagrado de la jermita para cagar, la pendeja se levantó el pantalón sin limpiarse, pero está bien simpática así que ese tipo de cosas se le puede perdonar, ella primero no quiso hasta que le vio la verga al pata, la flaca pensó «fuera caca, adentro pinga!» y empezó con el mameluco mientras el primo sonreía de felicidad al lograr su cometido de cacharse a la prima, la chibola parece que ya estaba lista para cualquier acto sexual y abrió las piernas como toda una experta olvidándose que había cortado sin terminar de botar toda la cochinada!